18+ | Publicidad | Aplican Términos y Condiciones | Juega con responsabilidad

¿Cómo se cobra una apuesta deportiva?

Bankroll en apuestas deportivas

Cobrar el dinero que generaste en tus apuestas es muy fácil. Si tu cuenta tiene un saldo superior a un determinado número que varía según la casa de apuestas, entonces ya puedes retirar el dinero.

¿Cómo hacerlo? Mediante el mismo sistema que utilizas para hacer tus depósitos.

Casas de Apuestas de Origen Español

Es decir, puede ser por transferencia a la cuenta bancaria asociada a tu tarjeta de débito o crédito, por intermedio de un monedero electrónico (PayPal, Click2Pay, Click&Buy o cualquier otro servicio de este tipo que disponga la casa de apuestas) o mediante un ingreso a la cuenta corriente que has registrado.

En algunas casas también se admiten giros directos por casas como WesternUnion.

Un dato a tener en cuenta es el de las comisiones. Piénsalo dos veces si tienes que retirar una cantidad de dinero muy pequeña porque las comisiones se descuentan de lo que vas a recibir.

Además, cada forma de pago/cobro tiene su propia modalidad de comisiones, por lo que deberías consultar con tu proveedor para asegurarte de que recibirás la cantidad que quieres. Recuerda que los depósitos no son inmediatos.

Bono hasta 100€
4.5/5

Luckia

Luckia incorpora todo tipo de novedades para que sus apostantes puedan disfrutar de opciones que no encuentran en otras webs. Juegos virtuales, porras, el Luckia Fantasy y una amplia red de locales presenciales, hacen de Luckia una casa única.
100% de tu primera apuesta hasta un máximo de 100€
  • 18+
  • Publicidad
  • Aplican T&C
  • Juega con responsabilidad

El cobro mediante tarjetas de débito o crédito usualmente puede demorar de 3 a 5 días. Las transferencias bancarias pueden tardar una semana, y si decides recibir un cheque por correo postal, podrías esperar unos 20 días.

Son muchas variables a tener en cuenta, ya que comisiones bajas pueden ser sinónimos de tardanza en el cobro.

Por lo general, se recomendaría no retirar cantidades pequeñas. Lo mejor es guardar para futuras apuestas de forma que si ganas más dinero puedas retirar un monto mucho mayor y las comisiones no sean tan “dolorosas”.